.

englishespanol
Universidad Pablo de Olavide Junta de Andalucía Consejo Superior de Investigaciones Científicas

Nueva normalidad Coronavirus

Especificaciones para el CABD dentro de las instrucciones de la Universidad Pablo de Olavide para la vuelta progresiva al trabajo presencial


El Consejo de Ministros en su sesión del martes 28 de abril aprobó el “Plan para la Transición hacia una Nueva Normalidad”, en el que se establecen distintas fases de incorporación a la movilidad y la actividad presencial en los centros de trabajo. La Universidad Pablo de Olavide ha elaborado unas instrucciones de los vicerrectorados de profesorado e investigación y transferencia de tecnología, por la que se establecen medidas preventivas para las fases de vuelta progresiva a la actividad presencial, según las fases siguientes:
 
  • Fase 0: Hasta el 10 de mayo
  • Fase I: del 11 al 24 de mayo
  • Fase II: del 25 de mayo al 7 de junio
  • Fase III: del 8 al 23 de junio

Debido a que el objetivo de todas estas instrucciones es evitar la transmisión del virus y garantizar así la salud de los integrantes del CABD, esta dirección promoverá que el máximo de personas realicen teletrabajo en las fases I y II, y en el caso de las personas de grupos de riesgo también en la fase III. Serán los Investigadores Principales los que determinen, e informen a la dirección, el/los integrante(s) de su grupo que harán teletrabajo durante las fases I y II, y el personal de su grupo que esté incluido en los grupos de riesgo y que harán teletrabajo en esas fases y en la fase III. Los grupos de riesgo volverán al trabajo presencial a partir de la fase III siempre que quieran mantener el teletrabajo porque su actividad así lo permita. Los componentes del equipo de gestión administrativa se acomodarán a las instrucciones establecidas por la Gerencia de la Universidad, y de acuerdo con los criterios del CSIC para su personal, y el Gerente del CABD será el responsable, en contacto con la Gerencia de la UPO, el responsable de la ejecución de estas instrucciones en el colectivo del personal de administración y servicios.

Fase 0: Adecuación del CABD para autorizar el acceso del personal.

El CABD, antes de la orden de alarma y aprobado por la Comisión Rectora del 12 de Febrero de 2020, inició la reparación de los sistemas de ventilación y distribución de tuberías de salida de las campanas de gases para generar una mejor calidad del aire circulante. Esta fase se paró con la declaración del estado de alarma. El CABD revisará, reparará (si es necesario) y cambiará todos los filtros del sistema de ventilación como estaba previsto.
El CABD adquirirá el material sanitario necesario para garantizar el suministro de una mascarilla por persona y por turno diario de acceso al centro, así como guantes. Dispondrá de los geles hidroalcohólicos estratégicamente distribuidos, jabón y papel de secado de manos en todos los servicios.
El CABD realizará una desinfección en todas las instalaciones mediante la tecnología de pulverización de peróxido de hidrógeno, mantendrá equipos pequeños de esta tecnología en las habitaciones de máxima movilidad de personal como la sala de microscopios, citometría y cocinas.
El CABD establecerá las indicaciones mediante carteles y envíos de correos electrónicos con las indicaciones de tránsito de personas por las instalaciones comunes del centro. Se establece el acceso al centro por la puerta del aparcamiento-puerta de acceso frente al servicio de mantenimiento y la salida por la puerta de salida anexa a la administración. Establece la circulación en un solo sentido en las plantas baja, 1 y 2 siendo la dirección desde el comedor hasta los ascensores y la vuelta desde los ascensores hasta el seminario. Se usará cada tramo de escalera en una sola dirección de forma que los tramos cercanos a la entrada serán de subida y los tramos en la zona de ascensores de bajada. Hasta el final de las fases, en el ascensor sólo podrá viajar una persona.
Se incorporará el personal del servicio de seguridad en los turnos anteriores al estado de alarma así como la Gerencia establecerá los turnos y distribución del personal de limpieza para que no coincidan sus actividades con la presencia de investigadores en los laboratorios o servicios. Se contratará provisionalmente una persona más de la empresa de limpieza para desinfectar las superficies de uso común que puedan ser susceptibles de depositarse el SARS-CoV-2.
La Dirección del CABD establecerá los mecanismos telemáticos necesarios y suficientes, mediante la plataforma ZOOM, que en este momento está en fase de comprobación por el Vicedirector Científico y otros miembros del centro, para celebrar todas las reuniones de grupos que superen el número de asistentes establecidos por las instrucciones de la UPO para cada fase y, en la medida de lo posible, en los próximos meses. Los seminarios incluidos en los CABD meetings así como los seminarios externos de los viernes se realizarán por esta misma plataforma.
Fase 0. Protocolos de activación de los servicios técnicos y plataformas y acceso a los laboratorios.
Debido a que la mayor parte de la actividad del centro se basa en la experimentalidad, se deben establecer las fases de activación de los servicios técnicos y plataformas, así como los animalarios y servicios generales que implican modelos de invertebrados, y el acceso a los laboratorios de los distintos grupos para que inicien sus actividades.
Los responsables de los Servicios Técnicos de apoyo a la investigación, así como de las plataformas, establecerán y comunicarán a esta dirección el plan de garantía de acceso y uso el equipamiento de forma que se guarde la distancia de seguridad y las otras medidas establecidas por el gobierno e incluidas en las instrucciones e la UPO. Cada instalación que disponga de 40 m2, como proteómica o genómica, como ejemplos, podrá estar ocupada por dos persona durante las fases I, II y tres personas durante la fase III. En microscopía, por ejemplo, sólo habrá una persona por microscopio y la descarga de datos se hará por turnos. Se establecerá un modelo de reserva de equipos y espacios, así como las condiciones de ayuda del personal de apoyo de estos servicios. Se establecerá un periodo de al menos 15 minutos entre usuarios para que la persona designada por el responsable realice la limpieza y desinfección de los componentes (que puede ser el último usuario) que deben ser manipulados en cada caso mediante lejía diluida o alcohol 70%. También se considera como zona de máxima movilidad los cuartos de moscas, radioactividad y las salas de cultivos celulares. Se establecerá por los responsables unas pautas de reservas y en los que hasta que se establezca la última fase, sólo podrá estar un solo investigador por reserva.
En el caso de los animalarios, los responsables establecerán las directrices para que el personal técnico que desarrolla el mantenimiento, limpieza y alimentación, así como el uso de equipamiento incluido en estas instalaciones y los investigadores cumplan las condiciones de distancia y protección. Estas directrices serán aprobadas por la dirección y por la Junta de Centro.
Respecto al acceso y las condiciones de trabajo en los laboratorios, siempre teniendo en cuenta que en las fases I y II se debe fomentar al máximo el tele-trabajo, serán los Investigadores Principales los que se hagan responsables de la asignación de turnos de trabajo presencial de la forma que más les convenga según el tipo de experimentación que deban realizar y el personal implicado. Deberán tener en cuenta las condiciones establecidas por la UPO en sus indicaciones y que respeten las distancias y condiciones de protección de los investigadores y técnicos.
NOTA: La fase 0 acabará cuando las condiciones de ventilación se hayan realizado y se disponga del material de seguridad previsto anteriormente. La fecha de inicio de la fase I se podría pues retrasar sobre la fecha prevista.

Fases I, II y III. Incorporación inicial de personal al trabajo presencial

Los protocolos diseñados y aprobados por la Junta de Centro y por la UPO para el acceso a los servicios, plataformas y laboratorios se aplicarán en estas fases, siempre considerando las condiciones de distancias y protecciones personales establecidos por la UPO para estas fases.
Durante este periodo y debido a que nuestros laboratorios tienen una superficie de 44 m2 en las fases I y II se podrán ocupar por tres investigadores siempre que se respeten las condiciones de distancia de seguridad y un turno establecido del uso de los equipos comunes si los hubiere. En la fase III, siguiendo la misma estrategia, se mantendrían tres investigadores a la vez en los módulos del CABD. El establecimiento de turnos haría factible una mayor capacidad de trabajo de los grupos que lo necesiten. Estas medidas se revisarán al final de la fase III (23 de Junio). Proponemos que, en aquellos laboratorios que tengan una ocupación mucho menor de la aprobada por la UPO, pudieran ser ocupados por algún investigador de otro laboratorio con dificultades de espacio en estas fases I y II.
Según indicaciones previas de la UPO, se hará un registro de todos los accesos al CABD, sea al centro en sí como a laboratorios y servicios para garantizar el cumplimiento de las normas de actividad presencial que nosotros nos hemos aprobado. Esta información debe ser remitida por Gerencia del CABD tanto al Vicerrectorado de Investigación como al Área de Prevención y Salud. Debido al carácter de centro mixto, toda la información remitida a las instancias de la Universidad también se remitirán a la Delegada del CSIC y a su servicios de prevención de riesgos laborales.
En esta fase III se incorporarán al trabajo presencial aquellas personas de los grupos de riesgo que tengan que hacer de forma imprescindible el trabajo de forma presencial, aunque con el conocimiento de la Dirección, aunque deberán mantener el teletrabajo en la medida que cumpla sus objetivos.